Cementeras e incineración de residuos

Las fábricas de cemento de Castilla-La Mancha han sido autorizadas a incinerar residuos: neumáticos, plásticos, disolventes, pinturas, barnices, aceites de automoción, harinas cárnicas, etc. Entre 34.000 toneladas/año (cementera de Holcim S.L., en Yeles, Toledo), 46.000 toneladas/año (cementera de Lafargue S.A. en Villaluenga de la Sagra, Toledo).

A esta quema de residuos, muchos de ellos tóxicos, se le llama por la industria cementera y la administración “valorización energética”.  Se pretende engañar a la población, presentándola como un beneficio para el medio ambiente por la sustitución de una parte del petróleo por este “nuevo combustible”.

El problema es la emisión de sustancias altamente tóxicas, como las dioxinas, que se suman a la contaminación por coke de petróleo, principal combustible que se sigue utilizando.

Múltiples estudios de exposición a los tóxicos de las incineradoras indican que estas sustancias se acumulan en los tejidos y órganos humanos. La investigación epidemiológica muestra los efectos en la salud de niños y mayores.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: